Me he mudado... ¿vienes a mi nueva casa?

miércoles, 2 de marzo de 2011

¿Qué haces cuando llega la tentación?

Por mucha fuerza de voluntad que se tenga creo que tarde o temprano, o más bien temprano que tarde, llegan situaciones en las que somos conscientes de querer comer algo que no "debemos"...

¿Qué hacemos en estos momentos?
La respuesta a esta pregunta es fundamental para tener éxito en un plan de cuidados alimentarios. Por muy buena que sea el plan no basta si en los momentos de "debilidad" no sabemos estar a la altura...

En los próximos días explicaré qué metodo estoy empleando para sobrellevar mejor estos momentos de tentación, pero tú...

¿qué haces cuando llega la tentación?



La tentación de San Antonio - Dalí
Musée d'Art Moderne.
Bruxelles

5 comentarios:

  1. Hola Pep, gran cuadro de Dalí, majestuoso e inquietante como siempre.

    Primero habría que ver cuál es la raíz de esa tentación. Yo creo que lo que hay que evitar es que se produzcan esas tentaciones.

    Doy algunas sugerencias generales, la mayoría conocidas por todo el mundo:

    1) Lo principal está en la compra, si no compras nada tentador es difícil caer en algo.
    2) Si tu tentación empieza en el supermercado, no vayas con la barriga llena, ni te acerques a la calle de las patatas / chocolate / dulces / etc, lee atentamente la tabla de calorías y fíjate bien en los azúcares y en las grasas
    3) Quema tu ansiedad haciendo deporte y no comiendo.
    4) No asocies ir al cine con comer, el cine es ver una película, llévate algo hecho de casa.
    5) A veces, contadísimas, es mejor olvidarse de la dieta y disfrutar en una boda, un aniversario, una fiesta y saber que aquello termina esa misma noche.
    6) Nunca vayas a un self-service
    7) Elige bien siempre que vayas a comer fuera de casa, aunque ese día te pases un poco siempre será mejor comerse una hamburguesa de pollo que de ternera, una hamburguesa simple que una triple, mejor pedirse agua o un refresco 0 azúcares que el típico refresco azucarado extra grande.
    8) No caer en el círculo de Tengo ansiedad por mi peso > Mato la ansiedad comiendo > Tengo más peso > Tengo ansiedad por mi peso > ...

    Bueno, son mis pequeños consejos, no sé si muy útiles pero los que yo sigo. En la dieta que realizo ahora me centro casi exclusivamente a tener mejorar la voluntad, que es en lo que siempre fallo

    ResponderEliminar
  2. La tentación siempre te pilla donde menos te lo esperas

    ResponderEliminar
  3. Si tengo el coco centrado, me crezco y me comporto delante de la comida y me siento rebien.
    Si mi coco anda mal, con los ojos me lo como todo, con la boca hago intentos por no comermelo todo.
    Y cuando no me ven......que mala soy

    Coco = cabeza

    ResponderEliminar
  4. Melquiades "sabias palabras": todo el control que podamos hacer del entorno nos va a ayudar y mucho. Trabajar la fuerza de voluntad es fundamental pero quizás sea necesario ir un poco más allá para encontrar "el camino", profundizar un poco más en nuestros intereses, nuestros miedos, nuestras necesidades...
    Lo mejor es evitar que se produzcan las tentaciones pero, tantas veces me ha pasado, que no viene la tentación a buscarnos sino que nosotros corremos tras ella.
    Gracias a los tres por los comentarios!

    ResponderEliminar
  5. Cuando llega la tentación,procuro comer cosas que no engordan: una zanahoria, una manzana.. Y naturalmente, algunas veces, caigo en la tentación y entonces, procuro no culpabilizarme. Siempre me va muy bien pensar que hago lo que puedo: realmente lo que puedo.

    Rosamaría

    ResponderEliminar